martes, 8 de julio de 2008

THE END

No es que esté obsesionado, pero si ya el otro día les hablaba sobre las propuestas aprobadas por el Congreso en relación a los simios, hoy me desayuno una noticia aún más alarmante. Al parecer, y según el diario The Times, Irán estaría comprando monos en África para sus "laboratorios secretos".
Los iraníes dicen que son para elaborar vacunas, pero se sospecha que "los primates son usados para probar tanto la efectividad de armas (biológicas) como para desarrollar defensas contra las mismas".
Miedo da pensar en los siniestros proyectos de Ahmadineyad y los científicos unidos a la causa del islamismo.
Señoras/es: aprovechen estos días y disfruten, no vaya a ser que nos encontremos, parafraseando el título de la película de Mankiewicz, de repente, el último verano. Porque, aunque pueda parecer exagerado, esto es el fin.

P.D. Ahora sí debería correr la gente y vaciar los supermercados para abastecerse largo tiempo, y no por una simple huelga de transportistas.
También vuelvo a recordar las sabias advertencias de José Antonio Martínez Abarca, o sea: Los monos no hablan porque traman algo.

4 comentarios:

Eduardo Peña Bustos dijo...

Por oprtunista que parezca, yo soy de los que pienso que el fin de la raza humana esta cerca y que si nuestros ojos no lo ven (eso espero)estarán a punto de hacerlo.

Mr. Hyde dijo...

Ya lo dijo Fernando Arrabal: El milenarismo va a llegar. Pronto todo será llanto y crujir de dientes.

Fabricio Tedel dijo...

Y aquí que pasó, ahora eres milenarista :P

Mr. Hyde dijo...

Fabricio, después de escuchar esto: http://es.youtube.com/watch?v=xVMSrqtsAow, cómo no ser milenarista.